Actividad‎ > ‎

Noticias

  • Es Diario - El Comisario reacciona: castigados sin tele, así se venga de sus policías Por David Lozano 11 de noviembre de 2017Un operario retira la televisión de la Sala, ante la estupefacción de los agentes.Enlace a la noticia originalLo contábamos en ...
    Publicado a las 11 nov. 2017 8:05 por ARP Sindicato PN
  • El Plural - Piden el relevo del comisario provincial de la Policía Nacional de Alicante Los sindicatos acusan a Alfonso Cid Alguacil de “no ser apto” para dirigir este colectivo y denuncian desorganizaciónARP denuncia falta de efectivos en las calles y desorganización policial.Enlace ...
    Publicado a las 11 nov. 2017 5:11 por ARP Sindicato PN
  • El Mundo - Cid incendia (más) la Comisaría Los sindicatos policiales denuncian la situación y la actitud del comisario provincialQuiere meter la tijera en Seguridad Ciudadana y descafeinar la JudicialGEMA PEÑALOSA Alicante 10 NOV. 2017El ...
    Publicado a las 11 nov. 2017 5:09 por ARP Sindicato PN
  • Diario Información - Un sindicato pide el relevo del comisario jefe P. Cerrada 10.11.2017Enlace a la noticia originalLa Agrupación Reformista de Policías (ARP) solicitó ayer el relevo de Alfonso Cid como comisario jefe provincial de Alicante al ...
    Publicado a las 11 nov. 2017 5:07 por ARP Sindicato PN
  • Es Diario - Lío en la Policía Nacional: el comisario que ansía bajar el sueldo a sus agentes Por David Lozano09 de noviembre de 2017Enlace a la noticia originalNunca se había visto una manifestación de policías contra su jefe. Ocurre en Alicante donde Alfonso Cid ha ...
    Publicado a las 11 nov. 2017 5:02 por ARP Sindicato PN
Mostrando entradas 1 - 5 de 38. Ver más »

Es Diario - El Comisario reacciona: castigados sin tele, así se venga de sus policías

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 8:05 por ARP Sindicato PN

Por David Lozano 11 de noviembre de 2017
Un operario retira la televisión de la Sala, ante la estupefacción de los agentes.
Un operario retira la televisión de la Sala, ante la estupefacción de los agentes.

Lo contábamos en ESdiario, la situación en la Comisaría de Alicante es límite. Su máximo dirigente sigue su cruzada contra sus agentes. Superado por la crítica, reacciona de forma infantil.
El artículo de ESdiario en el que denunciaba la precaria situación de la Comisaría Provincial de Alicante desde que se hiciera cargo de la misma Alfonso Cid caía como una “bomba” en el entorno más próximo de Cid. Prácticamente sin apoyos en la provincia de Alicante, el Comisario ha comenzado una nueva cruzada contra sus policías nacionales que bien podría catalogarse ahora como “guerra psicológica”.

Tras publicar este diario el calvario y la precariedad de la Policía Nacional en Alicante, la negativa repercusión en el servicio al ciudadanos –con la casi extinción de los Zetas, el deterioro del servicio de Seguridad Ciudadana y llamadas sin atender por la falta de radiopatrullas, amén de guerras internas y decisiones arbitrarias que han forzado incluso una inédita manifestación de policías pidiendo su cese- el comisario Cid tomaba medidas este mismo viernes. Medidas, cuanto menos, que se podrían calificar como “infantiles.

Así, según han confirmado diversas fuentes policiales y sindicales a ESdiario, horas después de circular como la pólvora nuestro artículo, el Comisario daba orden de retirar una televisión que sirve para amenizar las horas muertas de trabajo del servicio que realizan los agentes en la llamada “Sala”, esto es el centro de recepción de las llamadas de emergencia al 091. Un operario se presentaba en la Sala y procedía a la retirada de la televisión por orden expresa de Alfonso Cid ante la sorpresa de los policías que a esa hora atendían las llamadas.
Además, según las mismas fuentes consultadas, el Comisario ha dado orden de que todos los agentes que estén presentes a su llegada o salida de la Comisaría –principalmente los encargados en Seguridad- tendrán que recibirle con el protocolario saludo reglamentario de “manera correcta”. “No voy a pasar una más, nada de móviles ni charlas con el compañero”, una orden que ha transmitido a su secretaria para que a su vez lo haga saber a todos los agentes. 

La Comisaría de Alicante es un polvorín. Los sindicatos no esconden (SUP, CEP, UFP y ASP) ya que esta crítica situación está afectando a los ciudadanos. Además de las movilizaciones que ya han puesto en marcha y respaldadas, tal y como les contaba ESdiario, por todos los sindicatos policiales desde la Agrupación Reformista de Policía (ARP) denuncian que “sus decisiones personales han supuesto sentar en el banquillo de los acusados a quienes pudieron verter insinuaciones o discrepancias contra su gestión o su forma de proceder al frente de las comisarias que la Dirección General de la Policía le ha permitido dirigir” y explican que “tres sindicatos de los cuatro convocantes, quienes durante tantos años le han ofrecido una 'extraña complicidad' en su etapa en la comisaría local de Benidorm, le han retirado su apoyo. Y le han señalado públicamente ante la ciudadanía como un profesional no apto para dirigir al colectivo policial de Alicante”.

“Su vuelta a la provincia de Alicante tras años de peregrinar por las comisarías de Benidorm, Guadalajara y Teruel supone volver al mundo de las hostilidades con el sector sindical y profesional, debido a su falta de talante para dirigir una comisaría”, critica el comunicado que añade que “los ciudadanos que se encuentran en peligro por la falta de efectivos en las calles para atenderles en caso de que necesiten a su Policía. Esta denuncia debe significar para los superiores del Comisario Cid, en Valencia y Madrid, y para el representante del Ministerio del Interior en la ciudad de Alicante, José Miguel Saval, que algo no funciona y que la confianza depositada en este funcionario con vivienda gratis, coche oficial y otros parabienes que le ofrece el cargo, debe justificarse de forma distinta a la actual”.
También anunciaron que “en breve se denunciará por parte de ARP ante la Dirección General de la Policía esta situación provocada por el comisario Cid”.

El Plural - Piden el relevo del comisario provincial de la Policía Nacional de Alicante

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 5:11 por ARP Sindicato PN

Los sindicatos acusan a Alfonso Cid Alguacil de “no ser apto” para dirigir este colectivo y denuncian desorganización
Agentes del Cuerpo Nacional de Policía.
ARP denuncia falta de efectivos en las calles y desorganización policial.

Varios sindicatos, entre ellos la Agrupación Reformista de Policías (ARP), han solicitado el relevo del comisario provincial del Cuerpo Nacional de Policía de Alicante, Alfonso Cid Alguacil.

Según denuncian estas organizaciónes, “no es un profesional apto” para dirigir este colectivo policial, dada su “falta de talante” y las “contínuas hostilidades” que genera con el sector sindical y profesional.

No es la primera vez que Cid Alguacil trabaja en esta comunidad autónoma. Estuvo varios años en la comisaría de Benidorm, en la que los problemas, denucian, también fueron contínuos.
Después de pasar por Guadalajara y Teruel, volvió hace menos de dos años a tierras valencianas, y con él, indican, regresaron los conflictos, problemas que no existían con su antecesor en el cargo, José Cuasante, Jefe Superior de Policía en Valencia, en la actualidad.

La agrupación responsabiliza a Cid Alguacil, que disfruta de “vivienda gratis, coche oficial y otros parabienes”, de la “falta de efectivos en las calles” y de la "desorganización policial" existente en la comisaría de Alicante, cuyas carencias se suplen en ocasiones, según denuncian, con Policía Autonómica.

“Los funcionarios de Seguridad Ciudadana no se sienten valorados ni respetados. Se ha puesto en tela de juicio su profesionalidad, han sido atacados en su autoestima y se han visto afectados a nivel mental y familiar”, destacan en un comunicado.

ARP le acusa también de desviar de sus especialidades a los agentes de la Brigada de Policía Judicial. Entre sus funciones está "actuar en cualquier incidencia grave, como un homicidio, un atraco bancario o un secuestro, y se les encargan servicios de conducciones (traslados de presos y detenidos), de inmigrantes venidos en pateras y labores de información. 

El Mundo - Cid incendia (más) la Comisaría

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 5:09 por ARP Sindicato PN

Los sindicatos policiales denuncian la situación y la actitud del comisario provincial
Quiere meter la tijera en Seguridad Ciudadana y descafeinar la Judicial

GEMA PEÑALOSA Alicante 10 NOV. 2017
El comisario provincial de Alicante, Alfonso Cid, en un acto reciente. ROBERTO PÉREZ


La etapa de Alfonso Cid al frente de la Comisaría Provincial de Alicante está siendo convulsa y trufada de hostilidades. A sus nefastas relaciones con la prensa no han dejado de sumarse los desencuentros con los distintos grupos policiales, sindicatos y profesionales, que han tensionado las relaciones. En la Comisaría hay descontento por el fondo y por las formas de sus decisiones que no hacen sino sumergir al Cuerpo en un ambiente de discrepancias. La situación ha llegado a tal extremo que lo que antes se intentaba llevar con discreción por una idea mal entendida de corporativismo, ahora nadie se molesta (ni quiere) ocultarlo. Alfonso Cid ha incendiado al Cuerpo. El malestar es manifiesto.

Hombre de marcadas filias -ha convertido en su mano derecha a un inspector ordinario- y de acentuadas fobias -Cid accedió al cargo señalado por su polémico paso por Benidorm y Guadalajara-, en este momento, se ha echado encima a los sindicatos y a buena parte de la plantilla por su particular manera de entender la Policía. Denuncian que sus decisiones son «arbitrarias». El comisario ha metido la tijera en la Brigada de Seguridad Ciudadana y las manos en la Policía Judicial. Por partes. Al parecer, quiere acabar con el turno rotatorio para ahorrar dinero en nocturnidad, algo con lo que los agentes no están de acuerdo ya que consideran necesario el servicio de la noche que, de ejecutar su plan, sería cubierto por los agentes de motos, sobrecargando así al grupo. En definitiva, el fondo de su decisión se traduce en sacar a agentes de las calles.

LOS DETALLES
El perfil. Se trata de un hombre de marcadas filias, ha convertido en su mano derecha a un inspector ordinario, y de acentuadas fobias: Cid accedió al cargo señalado por su polémico paso por Benidorm y Guadalajara.
Su 'mano' en la Judicial. Está apartando de sus funciones a los agentes para endosarles otras menores que no están dentro de sus competencias. Por ejemplo, tal como remarca el sindicato Asociación Reformista de Policía (ARP)estos agentes se encargan ahora del servicio de conducciones (traslados de presos y detenidos) de inmigrantes llegados en pateras, funciones de Información y cualquier otra función no exclusiva de la judicial.

Después está la situación que se vive en la Policía Judicial: la sección que, a grandes rasgos, integra a la Unidad de Delincuencia Violenta (UDEV), la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) o la Unidad de Droga y Crimen Organizado (UDYCO). Pretende descafeinarla.Se trata de grupos que comandan investigaciones laboriosas y muy complejas -Alicante es una ciudad especialmente dinámica en este campo- a los que, denuncian, están apartando de sus funciones para endosarle otras menores que no están dentro de sus competencias. Por ejemplo, tal como remarca el sindicato Agrupación Reformista de Policía (ARP) estos agentes se encargan ahora del servicio de conducciones (traslados de presos y detenidos) de inmigrantes llegados en pateras, funciones de Información y cualquier otra función no exclusiva de la judicial. «De esta manera, se está desviando a los efectivos de la Policía Judicial de sus especialidades, que son entre otras, actuar en cualquier incidencia grave en una ciudad como, por ejemplo, pueda ser un homicidio, un atraco bancarios», advierte la ARP.También para la Unión Federal de Policías la situación es insostenible. Se quejan de la «turnicidad» según la cual hay menos efectivos los fines de semana, festivos y noches, situación que generó el pasado día 7 en las puertas de la Comisaría Provincial una concentración de agentes denunciando sus situación. «No se puede tolerar que se queden llamadas o servicios de ciudadanos pidiendo auxilio sin atender por falta de personal», denuncian. Una situación que se agrava por la actitud de un comisario provincial como Cid «con el que no se puede dialogar ni consensuar nada».

EXIGEN EL RELEVO
Comunicado de la Agrupación Reformista de Policía (ARP). En un comunicado muy duro, la ARP, acusó al comisario provincial de Alicante que «sus decisiones personales han supuesto sentar en el banquillo de los acusados a quienes pudieron verter insinuaciones o discrepancias contra su gestión o su forma de proceder al frente de las comisarias que la Dirección General de la Policía le ha permitido dirigir». Según este sindicato, «tres sindicatos de los cuatro convocantes de la concentración celebrada en la puerta del edificio policial provincial de Alicante, quienes durante tantos años le han ofrecido una 'extraña complicidad' en su etapa en la comisaría local de Benidorm, le han retirado su apoyo social y sindical, algo no sucedido con su antecesor el Sr. Cuasante, actual Jefe Superior de Policía en Valencia. Y le han señalado públicamente ante la ciudadanía como un profesional no apto para dirigir al colectivo policial de la ciudad de Alicante». «Su vuelta a la provincia de Alicante -continuaron- tras durante diez años peregrinar por las comisarías de Benidorm, Guadalajara y Teruel supone volver al mundo de las hostilidades con el sector sindical y profesional, debido a su falta de talante para dirigir una comisaría». «Los ciudadanos que se encuentran en peligro por la falta de efectivos en las calles para atenderles en caso de que necesiten a su Policía. Esta denuncia debe significar para los superiores del Comisario Cid, en Valencia y Madrid, y para el representante del Ministerio del Interior en la ciudad de Alicante, José Miguel Saval Pérez, que algo no funciona y que la confianza depositada en este funcionario con vivienda gratis, coche oficial y otros parabienes que le ofrece el cargo en la ciudad de Alicante, debe justificarse de forma distinta a la actual, de lo contrario, existen otros comisarios que merecen una oportunidad profesional para cambiar esta fatal dinámica».
También anunciaron que «en breve se comunicará y denunciará por parte de ARP ante las máximas instancias de la Dirección General de la Policía esta situación provocada por el comisario Cid», mientras exponían la situación de los funcionarios de Seguridad Ciudadana que «no se sienten valorados ni respetados, así como que se ha puesto en tela de juicio su profesionalidad, atacados en su autoestima y afectados a nivel mental y familiar» o los de la Brigada de Policía Judicial.

Diario Información - Un sindicato pide el relevo del comisario jefe

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 5:07 por ARP Sindicato PN

P. Cerrada 10.11.2017

La Agrupación Reformista de Policías (ARP) solicitó ayer el relevo de Alfonso Cid como comisario jefe provincial de Alicante al cuestionar su gestión al frente de la Policía Nacional. ARP recuerda en un comunicado la protesta del martes de otros sindicatos y afirma que la vuelta de Cid a la provincia tras estar en Benidorm, Guadalajara y Teruel «supone volver al mundo de las hostilidades con el sector sindical y profesional debido a su falta de talante para dirigir una comisaría». El sindicato afirma que además del malestar en Seguridad Ciudadana hay desencanto también en Policía Judicial.

Es Diario - Lío en la Policía Nacional: el comisario que ansía bajar el sueldo a sus agentes

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 5:02 por ARP Sindicato PN

Agentes de la Policía Nacional, increpados por los Mossos, el pasado 1-O.
Por David Lozano09 de noviembre de 2017

Nunca se había visto una manifestación de policías contra su jefe. Ocurre en Alicante donde Alfonso Cid ha unido a la plantilla en medio de una guerra con otros comisarios e inspectores.
Justo cuando la Policía Nacional cuenta con todo el cariño ciudadano y la admiración, tras sus actuaciones y las calamidades que están pasando en Cataluña, justo cuando se ha superado el debate del sueldo y todo parece indicar que se camina hacia la equiparación salarial entre policías y Guardia Civil con los Mossos d’ Esquadra; justo cuando eso ocurre, en Alicante los agentes están sufriendo un auténtico “calvario” por culpa de su Comisario Provincial, Alfonso Cid.

Desde hace meses, la jefatura provincial de Alicante es un “polvorín”. Así lo relatan a ESdiario, policías y también representantes de todo los sindicatos (SUP, CEP, UFP y ASP) que, algo que no es muy frecuente, se han unido en una petición: el cese de Cid por “dinamitar” la Policía. Son muchas las reivindicaciones y denuncias sobre el trabajo del Comisario Cid puestas sobre la mesa, pero todas ellas van en la misma dirección, “una incomprensible actitud en lo relacionado con la organización del trabajo policial”. Policías y sus representantes sindicales coinciden en calificar a Alfonso Cid como una persona que “no sabe delegar”.

Hecha esta primera aclaración, el Comisario –según las denuncias de los agentes- está decidido a eliminar el actual turno rotatorio de trabajo dispuesto para las unidades del servicio de Zetas, la seguridad ciudadana; los policías que más en contacto están con el ciudadano que reclama su servicio, auxilio y ayuda a través del 091 o el 112.

Según mantienen los sindicatos, Cid pretende eliminar este turno e imponer uno distinto que implicaría un ahorro para la Comisaría al suprimirse el concepto de “complemento por Turnicidad”. Además, defiende el Comisario, el actual turno “deja mucho tiempo libre a los agentes” ya que trabajan dos mañanas, dos tardes y dos noches, teniendo al final del turno cinco días de descanso.

En este empeño y desde que Alfonso Cid accediera a la Comisaría Provincial, tanto sindicatos como agentes reconocen que se ha mermado considerablemente la “calidad del servicio” de radiopatrullas, llegándose a dar la vergonzosa situación de que “se han dejado llamadas sin atender”.
Hay datos reales que así lo corroboran. Las fuentes policiales ponen un relevante ejemplo a ESdiario: la reciente noche de Halloween, siempre delicada en materia de seguridad, en la ciudad de Alicante (con una población de más de 330.000 habitantes a los que hay que sumar su turismo) tan solo estaban operativas tres patrullas, un deficitario servicio en el que los agentes se vieron "totalmente desbordados".

Un hecho que los policías califican de “peligroso” y “lamentable”. Y es que, según su versión, las labores del Comisario están entorpeciendo el funcionamiento diario y la convivencia en las comisarias alicantinas. En este sentido, las quejas sobre Cid son generalizadas, enfrentado con los Comisarios de Seguridad Ciudadana y con el de Extranjería, los inspectores jefes e inspectores tampoco comulgan con las actuaciones del Comisario.

De momento, los sindicatos han organizado un apretado calendario de acciones todas encaminadas a pedir el cese inmediato de Alfonso Cid. Este pasado 7 de noviembre llegaron incluso a manifestarse, algo nada usual, frente a la Comisaría Provincial para pedir su destitución.

En los despachos también están luchando para apartar a Cid de sus responsabilidades y en este sentido han trasladado sus quejas al Consejo de Policía para que tengan cuenta en Madrid del “nuevo turno inventado” que quiere imponer su Comisario. También han solicitado una reunión con el Jefe Superior de Policía de la Comunidad Valenciana, José Javier Cuasante, y darán cuenta al subdelegado del Gobierno en Alicante, José Miguel Saval, para que a éste a su vez de cuenta de lo que está ocurriendo al ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido.

Diario Información - Protesta policial por la gestión del comisario jefe

publicado a la‎(s)‎ 11 nov. 2017 4:59 por ARP Sindicato PN   [ actualizado el 11 nov. 2017 5:00 ]

Redacción 08.11.2017

Cerca de setenta policías y delegados sindicales de Alicante se concentraron ayer frente a la Comisaría Provincial para denunciar la gestión del comisario jefe y la implantación de unos turnos que, según los sindicatos SUP, CEP, UFP y ASP, no están regulados y han creado malestar en los agentes de Seguridad Ciudadana. Los sindicatos denuncian la reducción de policías del Grupo de Atención al Ciudadano, lo que provoca que se queden llamadas al 091 sin atender. Por su parte, la jefatura del CNP señaló que la protesta ha creado malestar en mandos y policías de Alicante y puntualizó que no se está reduciendo el número de radio patrullas sino que se están aumentando policías y competencias.

Ok Diario - Jusapol: guardias civiles y policías se unen para exigir igualdad de salario con los cuerpos autonómicos

publicado a la‎(s)‎ 30 oct. 2017 12:29 por ARP Sindicato PN   [ actualizado el 30 oct. 2017 12:30 ]

Enlace a la noticia original

Son la institución más valorada por los ciudadanos y la más agraviada en términos económicos. No están dispuestos a que en España se mantenga la discriminación entre policías.
Nada justifica que unos profesionales cobren más que otros por hacer el mismo trabajo o que dispongan de mejores recursos, instalaciones y complementos salariales por el desarrollo de idénticas competencias. No es ni lógico ni defendible que existan diferencias de sueldo y jubilación entre cuerpos policiales y no hay argumento que soporte la prueba del algodón. Su causa no es nueva pero ha sido sistemáticamente desatendida.

Algo ha cambiado ahora desde que un grupo de valientes, sin más recursos ni medios que la fuerza de la verdad, decidió organizarse para registrar una asociación que da voz a todos los policías y guardias civiles agraviados durante años y que —en una reivindicación sin precedentes hasta la fecha, todos unidos— piensan pelear sin descanso.

Lo tienen más que merecido. Y están decididos a defenderlo cueste lo que cueste: “No podemos consentir que desde 2008 nuestro nivel adquisitivo haya empeorado”, reflexiona Pablo en voz alta. “El IPC se ha incrementado un 12% desde entonces y en nuestras nóminas se ha reflejado tan sólo un 2% de esa subida. Yo gano menos, proporcionalmente, ahora que cuando empecé a trabajar. No hay derecho”, se lamenta.

Pablo Pérez es policía desde hace más de 10 años en el Grupo Operativo de Respuesta (GOR) —los que están en la atención al ciudadano, los que garantizan la seguridad tipo en el día a día para mantener a los malos a raya, los que dan sentido a la labor policial—. Llega puntual y con una enorme sonrisa dibujada en la cara, ojos vivos y mirada transparente. Hemos hablado varias veces por teléfono y nos ‘desvirtualizamos’ en una mañana fría y húmeda de Carabanchel.

Ha dormido tres horas. Trabaja siempre de noche, en turno de 21.30 a 06.30 horas, en un Zeta —el mote corporativo de los coches patrulla de la policía nacional— para poder conciliar su profesión (que es vocacional y se le nota desde el minuto uno) con el cuidado de sus hijas de 2 y 6 años.

Desde hace unos meses, además, se ha involucrado en Jusapol, una plataforma creada por policías nacionales y guardias civiles que —hartos de protestar en los cafés de media mañana por las diferencias salariales con sus compañeros de los cuerpos autonómicos que ganan unos 600 brutos mensuales más— han decidido unirse con el objetivo de que sus sueldos y complementos retributivos se equiparen al del resto de policías españolas (Mossos, Ertzaintza, Policía Foral de Navarra y adscritas de Galicia, Valencia y Canarias).

Pablo se encarga de las redes sociales en Madrid y de coordinar las acciones conjuntas de su campaña #EquiparaciónSalarialYa desde la ejecutiva nacional.

Se han sumado tantos que de la sorpresa inicial han pasado a la incansable acción. Más de 10.000 hombres y mujeres de ambos cuerpos se han sumado en más de 220 comisarías y cuarteles de toda España desde el pasado mes de agosto.

Todas las asociaciones de la Guardia Civil respaldan la iniciativa y también los sindicatos policiales Sipep y ARP: “Ellos tienen voz en el consejo de la Policía y, por lo tanto, son fundamentales para el empuje y la defensa institucional de nuestra causa. Son aliados naturales y por ellos seguiremos intentando que se unan cuantos más mejor. Todos los que faltan”, me cuenta.

Esperan ser recibidos por el ministro del Interior, del que hasta el momento no han tenido respuesta. Quieren hechos, no sólo buenas palabras. Buscan el compromiso por escrito de un proyecto en firme, con presupuesto asignado, fechas de ejecución y que se cumpla sin falta: un incremento del 50% de la brecha actual en el primer año y subidas progresivas hasta alcanzar el 100% de las pretensiones en los dos ejercicios siguientes.

Comprenden que la igualdad tendrá que darse de forma progresiva tanto como que ésta no puede demorarse más. Por eso han buscado el apoyo de la sociedad y han recabado las firmas necesarias para presentar una ILP (iniciativa legislativa popular) que acaba de ser registrada y admitida en el Congreso de los Diputados. No van a quedarse de brazos cruzados y ya han convocado nuevas concentraciones, tras el éxito aplastante de la primera en Madrid, el pasado 6 de Octubre.

Es una causa justa. La opinión pública merece conocer de primera mano su trabajo y las condiciones en las que se juegan el tipo en la calle. Quieren que se valore como corresponde su responsabilidad y la peligrosidad de su trabajo, las horas extra, las comparecencias en juicio, su retiro tras una vida entera de servicio. La próxima cita es el viernes 27 de Octubre, a las 12.00 horas, frente a las Delegaciones y Subdelegaciones de Gobierno de toda España.

Reuters - Demoralized and divided: inside Catalonia's police force

publicado a la‎(s)‎ 25 oct. 2017 13:54 por ARP Sindicato PN

BARCELONA (Reuters) - With the Spanish government ready to take over the running of Catalonia on Friday, the loyalty of the local police to Madrid or to the Catalan cause will be tested if they are ordered to drag their former political masters from office.

A Mosso d'Esquadra, Catalan regional police officer, stands guard during an anti-fascist demonstration on Spain's National Day in Barcelona, Spain, October 12, 2017. REUTERS/Susana Vera

Enlace a la noticia original

Spanish police provoked international outcry by using batons and rubber bullets when they stepped in to try to stop an illegal independence referendum on Oct. 1 after the local Catalan force refused to prevent voting in what has become the worst constitutional crisis in modern Spanish history.

Catalonia’s secessionist government is intent on resisting Spain’s plan to remove it from power, and there are doubts over how a divided and demoralized Mossos d‘Esquadra, as the Catalan police are called, would respond if ordered to evict President Carles Puigdemont and his autonomous government by force.

National police could once again be on the front line.

The local police force is riven by distrust between those for and against Catalan independence and is estranged from Spain’s national police forces, according to interviews with Mossos officers and national police. 

The Civil Guard gave evidence against the Mossos chief in a sedition inquiry after his force stood back and allowed voting to take place, court documents show. 

Five Mossos officers, speaking on condition of anonymity, said they believed the 17,000-strong force was split among those who wanted independence and those who opposed it, with three of those saying they would not use force to remove ministers and lawmakers from power.

“I‘m not going to use force and beat people with my baton if they are passive,” said a 15-year Mossos veteran and secessionist, who declined to be named. 

He said many others felt the same, but added: “I would have to obey it. My family has to eat.”

A Mossos spokeswoman said the force was neutral and not subject to any “political or ideological criteria”.

Prime Minister Mariano Rajoy is intent on thwarting the latest bid for independence by Catalonia, which has 16 percent of the Spanish population but generates 19 percent of the country’s economic output, to avoid what he believes will bring economic and social turmoil to the heart of the eurozone.

CHAIN OF COMMAND

Officers told Reuters there was also an anti-independence faction in the Mossos d‘Esquadra, “Lads’ Squad” in Catalan, which uses an encrypted chat app to share views on independence versus allegiance to Madrid.

In a bid to impose its authority the Madrid government will replace the Mossos senior leadership, but the question is whether this will be enough to ensure the force’s loyalty.

The Mossos stance will have a powerful influence on the 7.5 million Catalans as the force has deep roots in Catalan society, having emerged from citizen militias in the 18th century.

The Mossos’s reputation was enhanced by its handling of an August van attack in Barcelona which killed 14 people.

Rajoy will seek Senate approval on Friday to take the unprecedented step of assuming central control of Catalonia, including its government and the running of Mossos.

The strategy will replace the Mossos leadership, including its two senior officers and 23 commissioners, and route the chain of command to a national police commander, yet to be appointed, who will report to the interior ministry, officials in Madrid and a Catalan police union said.

“DISOBEDIENCE EXTREMELY SERIOUS”

Spain’s foreign minister, Alfonso Dastis, said at the weekend, before calls for civil disobedience by the Catalan government, that “we are not going to arrest anyone”.

But a senior government source said force may be necessary depending on the reaction in Catalonia.

“If the parliament has to be emptied out and closed, if the councillors’ offices have to be cleared out - if they obey there’s no problem, but if they don’t obey it will have to be enforced,” the source said.

The months-long standoff between Madrid and pro-independence leaders progressively damaged morale inside Mossos, with hundreds of officers opposed to independence looking to quit the force, officers and union officials say. Some complain they are sidelined by their pro-independence colleagues.

Luis Miguel Lorente, head of the national ARP police union, said about 200 Mossos officers had contacted his union for information on how to join national police forces.

Spain has sent about 4,000 police reinforcements to Catalonia, where protests on both sides of the independence debate have drawn hundreds of thousands of people onto the streets.

Extra police have been billeted in two cruise ships in Barcelona harbor. One of the ships is painted with cartoon characters of Tweety Pie and Sylvester the Cat, leading to Tweety Pie being adopted as the mascot of the independence movement by some campaigners.

Participants in the referendum opted overwhelmingly for independence, but turnout was only about 43 percent as Catalans who favor remaining part of Spain mainly boycotted the ballot. Secessionists said the result gave them a mandate for statehood.

Spain was only restored to democracy following the death in 1975 of dictator Francisco Franco, under whom the Catalan language and traditions were suppressed.

NATIONAL POLICE READY

Protests have been peaceful, but the referendum showed how tensions can swiftly escalate when Madrid uses national police, despised by many secessionists, to enforce anti-independence measures. If Mossos stands back again, the senior government source said, national police would step in once more.

A defiant Catalan government, which remains in power until the Senate approves Rajoy’s plan, said this week its civil servants, including the Mossos, would continue to obey its instructions and those of its legislature.

That raises fears that Puigdemont and regional lawmakers, will refuse to leave their offices, or that their supporters may try to help by occupying the offices.

As well as replacing Mossos leaders, Madrid may also redeploy Mossos officers away from key government buildings and use national police instead, an interior ministry official said.

Relations between the regional and the national forces are at rock bottom and no new joint investigations are being launched, say officers from each force.

Additional reporting by Andres Gonzalez; Editing by Mark Bendeich and Peter Millership

Diario Información - El envío de policías a Cataluña obliga a recurrir a agentes autonómicos para patrullar en Alicante

publicado a la‎(s)‎ 24 oct. 2017 12:04 por ARP Sindicato PN

Un vehículo de la Policía Autonómica la semana pasada de servicio junto a la Zona Volvo.
Varios vehículos de la Policía Autonómica colaboran a diario con la Comisaría Provincial y están coordinados con la sala del 091 para atender emergencias
P. Cerrada 24.10.2017

Enlace a la noticia original

El sindicato ARP cree desproporcionadas las comisiones de servicio a las provincias catalanas.
El envío de policías nacionales de Alicante a Cataluña por el conflicto ocasionado por el referéndum ha obligado a la Comisaría Provincial a tener que reforzar con agentes de la Policía de la Generalitat los servicios diarios de la Brigada de Seguridad Ciudadana en la capital alicantina. Si ya estaba mermada la plantilla provincial de la Policía Nacional a causa de la escasa oferta empleo público de los últimos años, el traslado hace aproximadamente un mes de más de medio centenar de agentes de Alicante, Elche y Benidorm a diferentes puntos de Cataluña afectó a la organización del trabajo diario en los servicios de prevención de la seguridad ciudadana que realizan los coches patrulla por la calle.

Por ello, desde hace al menos cuatro semanas este servicio cuenta con la colaboración de patrullas de la Policía Autonómica para prestar una mayor seguridad en la ciudad. En concreto, se cuenta con tres vehículos de la Policía de la Generalitat para el turno de mañana, dos para el de la tarde y uno para las noches.

A diferencia de los Mossos o la Ertzaintza que tienen más competencias, la actual Policía Autonómica no deja de ser una Unidad Adscrita del Cuerpo Nacional de Policía a la Generalitat Valenciana y tiene delimitadas unas determinadas funciones, entre las cuales también se incluyen servicios de prevención de la seguridad ciudadana, como por ejemplo en el Tram.

Las patrullas de la Policía Autonómica han recibido equipos de comunicación de la Comisaría Provincial para poder trabajar directamente en coordinación con la sala del 091 y atender así las emergencias que van saliendo diariamente en Alicante.

Sobre este servicio que están prestando los agentes autonómicos la Agrupación Reformista de Policías (ARP) se pregunta al respecto «qué tipo de acuerdo existe entre la Generalitat y la Dirección General de la Policía para que policías autonómicos hagan servicio de seguridad ciudadana de zetas en la calle», indica Luis Miguel Lorente, coordinador general del sindicato.

Responsable
Desde la ARP también se preguntan quién es el responsable de dicha decisión y si ha afectado a otras zonas de la Comunidad Valenciana o del resto del país con policías autonómicas.

El sindicato entiende que es «importantísimo prestar un buen servicio de 091 a la ciudadanía», pero al mismo tiempo denuncia «que la falta de previsión desde Comisaría Provincial respecto a un catálogo de puestos de trabajo desfasado, una plantilla policial desahuciada para atender necesidades en la periferia, caso de Elda y Dénia, o las posiblemente desproporcionadas comisiones de servicio a Cataluña puede haber dejado en precario el servicio en la provincia y especialmente en Alicante capital».

Otra prueba que evidencia la precaria situación de la plantilla, en opinión de la ARP, es que «por primera vez en muchos años se procure por orden de la jefatura la uniformidad a aquellos policías que trabajan en destinos de paisano, cuando hasta ahora la solicitaban y no se les proveía».

Desarrollo del servicio
En este sentido, la ARP confía en que «no vengan con experimentos que por mala previsión o malas decisiones afecten el normal desarrollo del servicio de unidades especializadas que habitualmente trabajan de paisano y que podrían ver afectada negativamente su función».

El Gobierno no ha puesto fecha de finalización al amplio despliegue de policías y guardias civiles de todo el país en Cataluña, por lo que presumiblemente los agentes autonómicos continuarán colaborando con la Comisaría Provincial de Alicante para garantizar la seguridad de los ciudadanos.

Público - Equiparación salarial a Policía y Guardia Civil: 26 años de promesas de PP y PSOE

publicado a la‎(s)‎ 17 oct. 2017 9:16 por ARP Sindicato PN

Agentes de los Cuerpos de Seguridad de Estado volverán a manifestarse a final de mes en Madrid  para pedir un aumento salarial que les ponga al nivel de lo que cobran del Ministerio del Interior las policías autonómicas. Mientras el Gobierno sigue sin contestar a las preguntas que Unidos Podemos ha hecho sobre el tema tanto en el Senado como el Congreso.
Manifestación de policías nacionales y guardias civiles en Madrid. / EP


El 19 de junio de 1991, el diputado de Izquierda Unida (IU), Antonio Romero, preguntaba al entonces ministro del Interior, José Luis Corcuera, por la equiparación salarial entre la Guardia Civil y la Policía, y de estas con las nuevas policías autonómicas. 26 años después la reivindicación sigue en el mismo punto, por eso a final de mes agentes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado volverán a manifestarse ante la sede que ahora ocupa Juan Ignacio Zoido, para reclamar un sueldo justo e igual a todas las policías. 

Tanto la Agrupación Reformista de Policías (ARP) como de la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) aseguran que en estas dos décadas y media la reivindicación ha sido constante. "En 2008 nos manifestamos por primera vez por la equiparación salarial como bandera y en 2010 nos reunimos con el entonces ministro Alfredo Pérez Rubalcaba que nos dijo que haría lo posible... Nada", explica Manuel Soler de (ARP). 

El caso de los agentes de la Guardia Civil es casi más sangrante, explica Juan Fernández de AUGC, porque su salario es menor incluso que el de la Policía Nacional. "Tanto el PP como el PSOE nos han prometido, estando en el Gobierno y en la oposición, que abordarían esta desigualdad con las policías autonómicas, pero sólo nos han hecho subidas del IPC hasta que nos congelaron el salario como al resto de funcionarios. Es hora de que se cumpla que a iguales funciones, igual salario. Eso es lo justo."

La vuelta de tuerca a los 700 euros que puede haber de diferencia entre un agente de los Mossos y Ertzaina y uno de la Guardia Civil y la Policía es que el salario lo paga en todos los casos el Ministerio del Interior, no los gobiernos autonómicos. Y los Mossos y la Ertzaina nacieron costando al Estado mucho más que la Policía y Guardia Civil. Por ejemplo, cada mosso le sale a Interior a 40.000 euros de media frente a los entre 25.000 y 30.000 que puede costar un agente de guardia civil o policía. A partir de esa cantidad es el Gobierno autonómico quien abona un extra al salario que llega de Madrid. Solo ha habido una excepción, en 2005 se saldó con una transferencia del Estado a la comunidad autónoma por valor de 523 millones de euros.

Una historia de lucha y falsas promesas
A finales de septiembre, la senadora de Unidos Podemos, Vanessa Angustia, planteaba una pregunta al Gobierno que se iniciaba con el recordatorio de la que su compañero Antonio Romero le hizo a Corcuera hace 26 años. El Gobierno aún la ha contestado aunque teme que en 2018 tampoco se verá cumplida, "porque Mariano Rajoy y Juan Ignacio Zoido no lo han incluido en los Presupuestos Generales del Estado. ¿Qué ha pasado desde entonces?

"Cuatro años después, en el 95, se abrió una subcomisión para revisara diferentes demandas de los Cuerpos de Seguridad en la que se abordaba la equiparación salarial, pero el resultado no fue nada gratificante y no se han producido avances. Se reconocía que la ley de 1984 se había quedado antigua, se detectaban los problemas de desigualdad ante un mismo trabajo, pero no ha habido ninguna evolución tras esas comisión", explica Vanessa Angustia 

AUGC y ARP, junto con el resto de sindicatos policiales y agrupaciones de Guardia Civil, forman parte de Jusapol; un proyecto que nació en la comisaría de Palencia a través de una grupo de agentes no sindicados, que invitaban a todas las organizaciones a unir "sus fuerzas para solicitar con firmeza la equiparación, nosotros los apoyaremos, mientras tanto seremos nosotros los que lo solicitaremos". 

Como recuerda el guardia civil y diputado Juan Antonio Delgado, de Unidos Podemos y ex portavoz de la AUGC, "en 2008 salimos todas las asociaciones y sindicatos -en el caso de la Guardia Civil fue un hito porque no podemos manifestarnos por el ámbito militar- para reclamar la equiparación salarial, el PP mostró su aopoyo pero no hizo nada". Delgado preguntó recientemente al ministro Zoido sobre esta demanda que se ha visto potenciada por la relevancia que en el conflicto catalán ha adquirido Policía y Guardia Civil tras el 1 de octubre, "como es habitual no obtuve más contestación que un 'cuando haya recursos' y poco más de interés". 

La manifestación de 2008 es recordada por ser la primera en la que se unían agentes de los dos Cuerpos de Seguridad del Estado afectados por traslados de ciudad, infraviviendas en cuarteles o una jubilación en la que sigue quedando reflejada la desigualdad salarial, al no incluir ningún tipo de plus. Desde entonces hasta ahora, recuerda Jusapol, "no solo no hemos conseguido la equiparación salarial sino que nos han bajado el sueldo un 5%, desde el 2008 ha subido el IPC un 12% y solo hemos obtenido una mejora en la nómina de 1% en 2016 y otro 1% en 2017, que lo cobramos en el mes de agosto".

1-10 of 38